HOGAZA DE HARINA DE TRIGO Y CENTENO

Este pan es riquísimo, lo malo fue que como soy un desastre me olvidé la harina integral, y aún así salió y no preguntéis como, cuando me dí cuenta casi me da algo, pero ya  estaba la masa lista y ala!! para delante como los de Alicante!! Y esto fue lo que salió, un pan muy rico  y que nos tomamos con jamón y en tostadas al desayuno y os aseguro que nos supieron a gloria!! Qué!! lo intentáis???


PASTA FERMENTADA:
  • 140 g de harina fuerza
  • 140 g de harina normal
  • ½ cucharadita de café de levadura seca de panadería
  • ¾ cucharada de café de sal
  • 200-210 ml de agua
PREPARACIÓN:
En panificadora; ponemos primero los líquidos y después los sólidos en la cubeta, amasamos en mi pani 15 minutos. Dejamos fermentar dos horas a temperatura ambiente. Y luego ya la podemos usar en la receta o guardamos en la nevera bien tapada, aguanta 3-4 días perfectamente o tres meses en el congelador. Podemos amasar perfectamente a mano en un bol y con cuchara de madera o espátula.
INGREDIENTES PARA LA MASA:
  • 100 g de pasta fermentada
  • 320 ml de agua a temperatura ambiente
  • 300 g de harina panificable
  • 100 g de harina de fuerza
  • 50 g de harina de centeno
  • 50 g de harina integral
  • 10 g de sal
  • 10 g de harina fresca de panadería o ½ sobre de levadura seca de panadería
PREPARACIÓN:
El día anterior preparamos la pasta fermentada, si la tenemos en el congelador la sacamos con antelación para incorporar a la masa y añadimos cuando este en su punto de fermentación.
 
Amasamos en panificadora y ponemos en la cubeta primero los líquidos, y después los sólidos incluido la pasta fermentada, amasamos con el programa que solo amasa en la mía el 7 y dura unos 15 minutos hasta obtener una masa bien ligada, es algo líquida, por lo tanto tendremos que ayudarnos con aceite en las manos para manejarla bien.
 
Dejamos levar en bloque dándole dos pliegues cada media hora, hasta doblar su volumen. Le damos forma sin amasar demasiado, dándole forma redonda o de bonetón, como mas nos guste
Dejamos fermentar de nuevo hasta que aumente su volumen, y precalentamos el horno a 210° arriba y abajo, al poner la hogaza en el horno ponemos el calor solo por abajo durante 45 minutos y los últimos 15 minutos calor arriba y abajo. Apagamos el horno y dejamos 10 minutos más.
 
 A mano en un bol ponemos todos los ingredientes, amasamos bien con descansos de 15 minutos hasta obtener una masa lisa y uniforme. Seguimos los mismos pasos de arriba.

Nota: yo puse la receta como la hice yo con mis errores pero si os interesa más la de Isa solo tenéis que visitar su blog, ella es una gran panarra y yo una fiel seguidora que con sus explicaciones sale todo perfecto; lo malo es cuando nos comemos un ingrediente jajaja!! la liamos:))

20 comentarios

  1. Pues te habrás comido la harina integral antes, cariño....pero te ha quedado una hogaza de escaparate. Menuda miga Esther, este pan en mi casa no llega a la cena, eso te lo aseguro. Con lo panceira que yo soy estaría todo el día cachiño viene...cachiño va jajajajaja.
    De cine reina, en serio, te ha quedado un pan maravilloso. Y esa corteza crujientita...ainssssssssssssssssssssss que ganitas me estás metiendo jajajaja.

    Bicossssssssssssss

    ResponderEliminar
  2. No sé que aspecto habría tenido con la harina integral pero desde luego en las fotos se ve que dan ganas de pellizcarlo, vamos que menudas tostadas me hacía yo con él para cenar esta noche :)
    Un besote

    ResponderEliminar
  3. Oh, pero que maravilla de pan!! Y que look tan bonito has puesto en el blog ;) Besotes

    ResponderEliminar
  4. ¡¡Hola Esther!! ¡¡Qué maravilla de hogaza!! ¡¡Y qué satisfactorio es hacer pan en casa, ¿verdad? Pues este no será integral, pero se ve maravilloso, y tiene una miga extraordinaria. ¡¡Felicidades por este pan tan rico!! Besitos.

    ResponderEliminar
  5. Holaaaa, oh Esther, lo primero hay que ver lo bonito que has puesto el blog, es precioso, cálido y fresco, da gusto mirarlo. A mi me gustaría mucho cambiarlo pero no sé por donde empezar y me da un miedo cagarla y estropearlo que no veas, así sigo con el más antiguo de blogguer jajajajaja
    Y segundo, esta maravilla de hogaza, si es que pareciera que pudiera darle un mordisco.
    Ando visitando poco a poco pero tu te me has adelantado jeje que rápida.
    Un besooooo

    ResponderEliminar
  6. Madre mía Esther si asi esta espectacular como estaría si le le pones la harina integral, se saldria de la pantalla, ta ha salido de cine. Todos tenemos tropiezos sin mas yo el sábado hice masa para coca y de alli a media hora me di cuenta al mirarla que no le habia puesto levadura, lo amase de nuevo puse la levadura y no veas que buena estaba la masa, todo tiene solucion mas o menos. bikiños

    ResponderEliminar
  7. Como todo lo que haces te ha quedado espectacular y que rico tenia que estar no hay mas que ver las fotos con esa miga que no deja de decir comemeeeeeeeee.
    Con tu permiso tomo nota ,nunca he puesto pasta fermentada en el pan y con lo bien que lo explicas encuanto pase el calor me pongo manos a la masa.
    Los melocotones en elmibar de relujo y mejor sabran cuando deis cuenta de ellos ,hace años en casa de mi madre tambien los metiamos en almibar al igual que las peras,no hay color con los que se compran.
    Bicos mil y feliz semana wapa.

    ResponderEliminar
  8. Que pan mas rico hija y eso que se te olvido la harina integral, la miga esta para comersela asi sola besitos

    ResponderEliminar
  9. Madre mia, menuda tostadas que me hacia yo con esta hogaza, que rica.
    Besos. lola

    ResponderEliminar
  10. Que miga más estupenda, te quedó fantástico.
    Un beso

    ResponderEliminar
  11. Hija pues a pesar del olvido yo te lo compraría por unos cuantos duros jajaja eurossssssss. Se ve rico no, riquísimo. Y esas rebanadas me las imagino con un poco de aceite, tomate y jamón y babeo
    Besinos

    ResponderEliminar
  12. Rico rico de verdad, el pan casero es otra cosa y con centeno me encanta.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  13. Vaya maravilla de pan!! Esto sí que es buen pan! Besos guapa!!

    ResponderEliminar
  14. Esto como diria mi padre es un pan hecho como Dios manda, y por una panadera de postin, que ricura y que miga, y que maravilla, te felicito querida amiga por que aunque te olvidaras de la harina integral para mi te ha quedado de cine. Mil besicos preciosa

    ResponderEliminar
  15. Pues ya somos dos las despistadas. A mí me pasa a menudo olvidarme de cualquier ingrediente y con suerte sale mejor y todo. Eso te ha pasado a ti. La hogaza quita el sentido y te lo digo yo que sabes que me encanta hacer pan. Con lo tarde que es, me comería una buena rebanada con aceite y si pudiera, con sal.
    Me encanta el pan hecho con masa fermentada, casi más que el de masa madre.
    Besotes

    ResponderEliminar
  16. Pues con olvido y todo te ha quedado un pan de lujo, ya me imagino una rebanadita con mermelada para el desayuno, ummmmmmm

    ResponderEliminar

  17. Buenos días Esther. Que buen pan que nos has preparado, tiene que tener una corteza muy buena y crujiente. Tiene un corte buenísimo y con una miga muy esponjosa, espero que lo vuelvas a preparar añadiendo la harina integral y ya nos cuentas que tal, si hay diferencia o no.
    Un beso Paco

    ResponderEliminar
  18. y eso que se te olvido la harina. Eso es que tienes manos mágicas sí o si :) me ha encantado la pinta que tiene, un diez guapa. Un besinn

    ResponderEliminar
  19. Uno de esos panes que encantan a mi Barbas. La pena es que aquí el horno no está a la altura para triunfar, pero me guardo la jugada para cuando vuelva a México. Un besote.

    ResponderEliminar

No te vayas sin dejar un comentario ya que de ellos se alimenta este blog. Sin ellos no seria lo mismo y desde aquí os doy mil gracias por visitarme ....