GOFRES DE TRIGO SARRACENO CON VERDURAS


Hoy toca gofres salados. Es una receta de la revista thermomix nº 99 de enero. Están deliciosos, os aconsejo que a medida que vayan saliendo de la gofrera los vayas poniendo en un plato y reservar calentitos mientras hacemos la cobertura. Una vez todo preparado servir enseguida y el resultado es maravilloso. Los que sobraron a mi no me han gustado tanto, sin embargo mi sobrina los comió igualmente. Estos gofres junto con la cobertura estaban divinos.
INGREDIENTES:
*Para la masa:
  • 300 g de leche
  • 30 g de mantequilla blanda
  • 2 huevos
  • 200 g de harina de trigo sarraceno
  • 50 g de maicena
  • 1 sobre de levadura de panadería granulada instantánea
  • 1 cucharadita de sal
  • Aceite para engrasar
*Para la cobertura:
  • 200 g de calabacín
  • 50 g de cebolla
  • 100 g de pimiento rojo en dados
  • 1 pellizco de sal
  • 2 pellizcos de pimienta molida
  • 10 g de aceite de oliva
  • 200 g de queso de cabra fresco (no tenía, puse queso fresco)
  • 50 g de rúcula (no tenía, puse lechuga)
  • 16 tomates cherry rojos y amarillos
  • Unas ramitas de cebollino
PREPARACIÓN:
Haz la masa:
Pon en el vaso la leche y la mantequilla y calienta 2 minutos, 37º, velocidad 2.
Añade los huevos, la harina de trigo sarraceno, la maicena, la levadura y la sal. Mezcla 20 segundos, velocidad 4. Deja reposar dentro del vaso durante una hora o hasta que doble su volumen. Cuando haya pasado el tiempo mezcla, 3 segundos, velocidad 4.
calienta la gofrera y engrásala con aceite. Vierte un cacito de la masa y deja cocer de 5 a 6 minutos, hasta que esté dorado y crujiente. Repite el proceso con el resto de la masa hasta terminarla. A mi me salieron 8 gofres.

Haz la cobertura:
Pon en el vaso el calabacín y trocea 2 segundos, velocidad 5. Vierte en el cestillo y reserva. Pon en el vaso la cebolla, el pimiento, la sal, la pimienta y el aceite y trocea 5 segundos, velocidad 5. Introduce el cestillo con el calabacín y programa 6 minutos, varoma, velocidad 1.
Con la muesca de la espátula, extrae el cestillo y colócalo sobre un bol. Vierte el contenido del vaso en el cestillo sobre el calabacín, mezcla y deja escurrir. Sirve los gofres cubiertos con el queso de cabra o queso fresco desmenuzado, la rúcula, los tomates cherry el sofrito y el cebollino.

31 comentarios

  1. Hola Esther! Estos gofres lucen deliciosos e interesantes a la vez, cuando pienso en gofres me vienen a la mente de chocolate jajaja pero estos son simplemente un lujo y me han encantado
    Besitos!!

    ResponderEliminar
  2. Qué buena pinta! Me encantan los gofres salados! Los tengo que probar con harina de trigo sarraceno: seguro que dan un sabor muy especial!
    Un beso!

    ResponderEliminar
  3. Solo he probado los gofres dulces, seguro que me gustan mucho más así con esa cobertura tan buena que le has puesto. Y que ricos visten ese plato!
    Un beso.

    ResponderEliminar
  4. hasta ahora solo conocía los gofres dulces pero veo que los salados no quedan atrás, tienen que estar buenísimos porque se ven de lo mas tentadores, biquiños

    ResponderEliminar
  5. Se ven de verdadero lujo Esther, no he comido nunca gofres ni dulces ni salados, pero creo que me descartaría por estos,con esas verduritas...... de vicio total!!!!! Besitosssss.

    ResponderEliminar
  6. Esto tiene que estar de rechupete!! Menuda lista más larga de ingredientes. De lujo Esther!!!

    Besos

    ResponderEliminar
  7. ¡Menuda presentación! En tu cocina todo queda divinamente Esther ¡tus fotos son siempre impecables! y las recets estupendas, por supuesto

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  8. No sé por qué pero al leer gofres imaginaba que serían dulces, y veo que no. ¡Qué ricos Esther!.
    Te diré que no tengo gofrera, y me niego a comprar otro trasto porque al final no podré entrar ni en La Cocina jajaja. Así que lo único que se me ocurre es adaptarlo a creps, no sé cómo quedarían...
    Tu sobrina estará encantada contigo😊
    Besines

    ResponderEliminar
  9. Hola guapísima !!!
    No se te resiste nada Esther, menudo platazo rico que nos traes hoy. Es cierto que siempre los he comido dulces, y nunca en casa porque no tengo gofrera. Como compre otro cacharro más, me destierran jajaja
    Me ha encantado, me parece un plato elegante y sorprendente. Y haría como tu sobrina, me los comería hasta fríos, con lo que me gustan.
    Eres una artista, eso no me lo puedes discutir.
    Besotes mi niña.

    ResponderEliminar
  10. Esther fabulosa tu recetita de hoy.
    Un saludito

    ResponderEliminar
  11. ¡¡Hola Esther!! Pues a mi si que me gustaría tener una gofrera, y no me la he comprado todavía porque las que he visto últimamente, no me ha gustado la forma o formas que tienen, pues me gusta la clásica, y ahora las venden mucho en redondo y luego queda como triángulos una vez sacados de la gofrera.
    Y es que es cierto que no sólo se pueden hacer dulces, y aquí hoy tú nos traes un buen ejemplo de ellos, sanos y riquísimos los que nos traes. Y bueno, es cierto que están recién hechos mejor, pero bueno, los sueltos se calientan sin lo verde en el microondas un poco y otra vez cobran vida. Besitos.

    ResponderEliminar
  12. Nunca los probe salado , pero tienen muy buena pinta besitos

    ResponderEliminar
  13. Yo tengo pensado aprender a hacer gofres para hacer platos salados, creo que empezaré a experimentar con éstos, que son pintones y seguro que están tremendos. Un besote.

    ResponderEliminar
  14. Ficaram tão lindos, tem ingredientes que me agradam, por isso já era servida.

    ResponderEliminar
  15. Nunca he preparado gofres de ningún tipo, algo pendiente en mi cocina.
    Te han quedado divinos, bueno como todo lo que haces.
    Un besito

    ResponderEliminar
  16. La verdad es que los presentas tan bonitos, que sería imposible resistirse, además los has hecho con harina de trigo sarraceno, que me encanta, la cobertura me gusta siempre y con cualquier compañía, pero no cabe duda que con estos gofres, estarán buenísimos!
    La harina de kamut la encuentras no Graneiro da Amelia, si se la pides, no la tienen expuesta!
    Besiños guapa

    ResponderEliminar
  17. Que maravilla de gofres. Esta receta me viene de maravilla pues tengo una gofrera recién estrenada. La pinta es deliciosa.

    Saludos

    ResponderEliminar
  18. Vaya presentación bonita Esther!!
    Y tiene que estar buenísimo, me encanta.
    Un besito :)

    ResponderEliminar
  19. Como siempre ... un plato delicioso
    y una presentación de lo más bonita...
    Salados nunca los he preparado y a partir de ahora tendré que probarlos
    por que mira que ganas...me han entrado al ver estos tuyos.
    Un lujo de gofres
    un besazooooo guapísimaaaaa !!!

    ResponderEliminar
  20. Buenos días Esther. Estos gofres salados te han quedado estupendos, aparte de ser muy sanos con toda esa verdura que le has puesto. Me imagino que con la harina de sarraceno, tendrá un toque diferente. Yo nunca he preparado nada con esa harina, pero tendré que probar. Tu presentación del plato es extraordinaria.
    Un beso Paco

    ResponderEliminar
  21. Buenos días Esther, maravillosa receta, qué ganas tengo de echarle el guante al trigo sarraceno porque estoy convencido de que me va a encantar, desde luego a tus gofres les ha dado un color irresistible e imagino que también de sabor.
    Un abrazo y feliz día

    ResponderEliminar
  22. Ya estoy tardando en hacerme con una gofrera... Se ve riquisimo y no dudo que lo está. Tiene que estar de vicio, además el plato queda precioso con ese colorido. Besos.

    ResponderEliminar
  23. Hola Esther! Qué maravilla de receta! Me encanta llevar un postre a lo salado como los Crêpes o en tu caso estos deliciosos gofres! Te han quedado estupendos y como siempre tu presentación es perfecta y muy bonita! Me llevo un par de ellos 😉 Besitos!!

    ResponderEliminar
  24. La pinta es impresionante querida amiga, ese colorido es una preciosidad, ademas saladitos son originales a mi me han encantado. Mil besicos cielo

    ResponderEliminar
  25. Te han quedado de lujo! Nunca he comido gofres salados. Bueno, a decir verdad hace año que no como gofres! Pero ya me estan entrando ganas...
    Saludos! Clara

    ResponderEliminar
  26. Que originales! No tenía ni idea de esta combinación de sabor... la verdad que la presentación me encanta... habrá que probar.. besos

    ResponderEliminar
  27. Solo he probado los dulces, que me encantan pero me resultan muy pesados, pero ahora que veo los tuyos salados y con lo que les pusiste encima creo que me gustarían bastante más. Los tendré en cuenta para el futuro, me parece una idea genial!
    Un besote

    ResponderEliminar
  28. Venir a verte es algo que siempre me fascina pues me encuentro con cosas muy llamativas. Hace tiempo que pensé usar el trigo sarraceno y no lo encontré. Lo había visto en algún sitio y luego no fui capaz de recordarlo. Ya veo que tu lo has conseguido y le has dado un empleo más que genial. Enhorabuena por esos grofes que deben estar bien ricos y que te han quedado muy bonitos. Besosssss.

    ResponderEliminar
  29. Que preciosidad de gofres, da pena incarles el diente pero quien puede resistirse, un beset Esther

    ResponderEliminar
  30. Toda una novedad para mí, pensé que sólo se podían comer dulces, pues me ha gustado la receta, besos

    ResponderEliminar
  31. Para serte sincera nunca los he comido en salado, pero viendo la pinta que tienen los tuyos me han entrado ganas de hacerles la cata, se ven estupendos, por cierto tampoco conozco esa harina de sarraceno, lo unico que se de ella es que es buena para os celiacos. Bueno, lo dicho que se ven muy ricos.
    Un beso.

    ResponderEliminar

No te vayas sin dejar un comentario ya que de ellos se alimenta este blog. Sin ellos no seria lo mismo y desde aquí os doy mil gracias por visitarme ....