TARTALETAS DE CALABACÍN


Hoy unas tartaletas para consumir el exceso de calabacines del huerto a ver que os parecen, os puedo adelantar que yo ya las hice dos veces, nos han encantado, quedan tiernas y jugosas por dentro y crujientes por fuera, están realmente deliciosas!!
INGREDIENTES:
  • 1 lámina de masa quebrada refrigerada
  • 1 cucharada de mantequilla
Para el relleno:
  • 1  calabacín
  • 2 zanahorias tiernas
  • 1 cebolleta (yo cebolla tierna del huerto)
  • 1 diente de ajo
  • 2 huevos
  • 50 g de tiritas de beicon
  • 1 cucharada de perejil picadito(solo las hojas)
  • 180 ml de nata para cocinar (yo nata fresca)
  • 15 g de queso parmesano rallado
  • 40 g de queso emmental rallado
  • Aceite de oliva
  • Pimienta
  • Sal
PREPARACIÓN:
Despuntamos el calabacín y raspamos las zanahorias. Lavarlos y trocearlos fino (la zanahoria yo la partí finita para que se haga todo al mismo tiempo ya que esta ultima es más dura).
 Limpiamos lavamos y troceamos la cebolleta y el ajo.
En un fondo de aceite rehogamos la cebolleta y el ajo, agregamos el beicon y seguimos rehogando, añadimos el calabacín y la zanahoria, salpimentamos, y sofreímos todo unos 5 minutos más. Retiramos del fuego y dejamos que temple.
 
En un bol batimos los huevos, incorporamos la nata, los quesos y el perejil. Incorporamos al bol el sofrito de verduras. Reservamos.
Precalentamos el horno a 180º.
Extendemos la masa y cortar en discos un poco mayores a los moldes que vayamos a utilizar. Untamos éstos con mantequilla y forramos los moldes con los discos de masa quebrada.
 
Repartimos el relleno y horneamos las tartaletas unos 25 minutos . Desmoldamos y servimos templadas...

GRANIZADO DE SANDÍA

 
 
Hola a tod@ el  mundo. Que tal váis con el veranito caluroso que tenemos?? bueno pues yo para refrescarnos un poco, os traigo un refrescante granizado de sandía, es muy sabroso y fresquito que es lo que necesitamos en estos momentos, y por mi parte que dure, el verano digo. El invierno no me gusta nada...

INGREDIENTES:
  • 650 g de pulpa de sandía
  • 100 ml de agua
  • 75 g de azúcar
  • 1/2 limón
Preparación:
Ponemos una cazuela pequeña al fuego con el agua y el azúcar.

Cocemos cinco minutos a fuego medio, hasta obtener un almíbar ligero. Dejamos enfriar.

Retiramos las posibles pepitas de la sandía, triturarla con el zumo de limón y añadir el almíbar. Congelar una hora y batir con un tenedor. Repetir la operación dos o tres veces..

EMPANADA GALLEGA DE LOMO Y PIMIENTOS




INGREDIENTES:
Para la masa:
530 g de harina
25 g de levadura fresca de panadería
50 ml de vino blanco
1 cucharadita de sal
1 huevo
Para el relleno:
200 g de filetes de lomo de cerdo
2 cebollas
2 pimientos rojos asados
150 g de jamón serrano (yo use una bandeja de taquitos)
1 diente de ajo
2 cucharadas de tomate frito (el mío casero)
1 cucharadita de pimentón
1 dl de vino albariño
1 dl de aceite de oliva
Sal, pimienta

PREPARACIÓN:


Antes de nada comenzamos preparando el relleno.

Ponemos el pimiento rojo en una bandeja pequeña acta para horno, con un chorrito de aceite y una pizca de sal en el horno a asar a 180° unos 20-30 minutos, dándole vueltas para que se ase por todos los lados. Cuando lo tengamos lo cubrimos con un paño y dejamos enfriar un poco, lo pelamos retiramos las semillas y lo hacemos tiras. Reservamos.
Pelamos y picamos las cebollas y el diente de ajo. Cortamos los filetes de lomo y el jamón en dados (si este está en lonchas). Calentamos el aceite en una sartén y rehogamos las cebollas laminadas durante 5 minutos. Agregamos el ajo, el lomo y el jamón. Rehogamos 5 minutos más.

Añadimos el tomate frito, los pimientos reservados y salpimentamos. Regamos con el vino. Dejamos cocer a fuego medio durante 15 minutos más, hasta que este se haya evaporado. Unos minutos antes de terminar la cocción agregamos el pimentón, removemos, retiramos del fuego y dejamos enfriar. Retiramos unas 6 cucharas del aceite del sofrito para luego añadir a la masa.
En un bol mezclamos 500 g de harina con la sal, 100 ml de agua templada, y el vino. Incorporamos la levadura previamente desleída en 60 ml de agua tibia y las 6 o 7 cucharadas de aceite del sofrito. Amasamos bien con las manos hasta formar una masa homogénea. Le damos forma de bola y  la dejamos reposar en un cuenco engrasado con aceite. Tapamos con film transparente y a su vez con un paño de cocina, y la dejamos en un sitio libre de corrientes hasta que doble su volumen.

Precalentamos el horno a 200°. Sacamos la masa del vol y con la harina restante espolvoreamos ligeramente la mesa de trabajo. Amasamos la masa de nuevo y dividimos en dos trozos iguales. Estiramos  una de las mitades con el rodillo del tamaño de la bandeja de hornear elegida, previamente cubierta con papel de hornear, colocamos en ella la plancha de masa y cubrimos con el relleno, de modo que quede bien repartido.
Estiramos la otra mitad de la masa del mismo modo, y cubrimos con ella el relleno. Recortamos los bordes, para igualarlos, y cerramos presionando con las púas de un tenedor, luego hacemos un rulo hacia dentro para que nos quede bien cerrada. Hacemos un agujero en el centro para que salga el vapor.

Decoramos la empanada con los recortes de la masa sobrantes. Horneamos unos 35 minutos a 190°. Antes de que termine de hacerle la sacamos unos 5 minutos antes y la pincelamos con aceite de oliva ligeramente para darle brillo. La introducimos de nuevo en el horno unos 5 minutos más y listo. Retiramos dejamos que enfrié un poco y servimos.