COSTILLAR DE CERDO CON CASTAÑAS


Hoy os dejo una de las carnes de cerdo que más me gusta, las costillas, como más las suelo comer son a la brasa lo que llamamos churrasco, nos encanta, y están deliciosas. Al horno las hago, pero con menos frecuencia y esta me ha encantado. No se si me gustan más las costillas o las castañas porque estás últimas están de vicio. La receta decía que el costillar fuera al horno entero y seguro que estaría más jugoso, yo para acelerar un poco el horneado corte en costillas y reducí el tiempo a 1 hora y quedo realmente bueno.
INGREDIENTES:
  • 1 kilo de costillar de cerdo
  • 1 cucharada de pimentón dulce
  • 2 dientes de ajo
  • 2 cucharadas de miel
  • 1/4 de kg de castañas
  • 1 cucharada de azúcar
  • 100 ml de caldo de carne
  • Aceite de oliva
  • 1 rama de tomillo
  • Sal
  • Pimienta
PREPARACIÓN:
Pela los ajos, ponlos en el mortero y añade una pizca de sal. Machácalos bien y agrega el pimentón, pimienta y un hilo de aceite. Remueve hasta obtener una pasta densa.

Lava el costillar, sécalo y úntalo por todos lados con el majado anterior. Déjalo marinar tapado y a temperatura ambiente, durante media hora. Haz un corte en la parte abombada de las castañas y cuécelas en agua de 30 a 35 minutos, hasta que estén tiernas. Pélalas y retira la pielecilla que las cubre.

Ponlas en un cazo, añade el azúcar, la miel y el caldo y cuece a fuego suave 10 minutos, removiendo a menudo y con mucho cuidado de no romperlas, hasta que se caramelicen.
Precalienta el horno a 170º-180º.
Coloca el costillar en la placa engrasada con aceite, añade el tomillo lavado y un chorro de agua. Tápalo con papel sulfurizado y ásalo sobre una hora y treinta minutos.
Retíralo del horno y sube la temperatura a 190º. Elimina el papel, pinta el costillar con aceite y hornéalo 30 minutos más. Separa las costillas y sírvelas en seguida, con las castañas..

33 comentarios

  1. Qué delicia de plato! me encantan las castañas como acompañamiento!
    Un beso!

    ResponderEliminar
  2. Un plato muy apetecible , no he utilizado las castañas como acompañamiento de la carne ,probare porque se ven deliciosas
    bss

    ResponderEliminar
  3. Que color tienen esas costillas y esas castañas, si me encontrara a mediodía este plato en mi mesa, tal como esta ahí, iba a estar haciendo reverencias todo el rato.buenísimo guapa Besos y buen finde.

    ResponderEliminar
  4. Hola guapísima !!!
    Lo cierto es que más allá de comerlas adobadas o en la barbacoa, no suelo prepararlas de otra forma, pero tú las has subido de categoría con esta forma de hacerlas, el acompañamiento de castañas me ha encantado.
    No hace mucho que desayuné, pero te aseguro que me comería ese plato jajaja
    Besotes mi niña, espero que estés un poquito mejor, feliz finde.

    ResponderEliminar
  5. Pues digo lo mismo que tú, no se si me gustan más las castañas que las costillas, aunque ambas no tienen desperdicio la verdad, el conjunto es buenísimo y la comida es para tenerla en cuenta en los dias que se aproximan. Rica, rica.
    Bss

    ResponderEliminar
  6. Claro, Esther, a la brasa es que tooooodo está muy bueno, y si no, pues nos conformaremos con el horno, qué remedio. Y yo, al igual que tú, no sabría qué me gusta más, hasta creo que me quedo con las castañas, ja, ja, y después rechupetearía bien las costillas, je, je. Besitos.

    ResponderEliminar
  7. Qué lujazo Esther!! La combinación del cerdo con las castañas seguro que hace un maridaje perfecto, y como bien dices, será difícil decidir qué sabe mejor, de modo que lo ideal es disfrutar del plato completo. El aspecto es de restaurante de alto copete :-)

    Un besín.

    ResponderEliminar
  8. Que delicia de receta Esther, en casa como mas nos gustan tambien es a la brasa, pero estas estan que se comen con los ojos y mas acompañadas de las castañas, un plato de lujo¡¡¡, bicos y buen finde

    ResponderEliminar
  9. yo suelo hacer las costillas siempre al horno, pero nunca le he puesto castañas, bueno en realidad solo las como normalmente asadas, sin mas, anda que no te abran quedado ricas a ti, tan ricas como las que hay en tu tierra recién cogidas, envidia sana me das.
    Un besazo y feliz fin de semana

    ResponderEliminar
  10. Aquí le llamamos churrasco aunque sea al horno. Nos encanta y con castañas estará riquísimo. Besiños, buen finde.

    ResponderEliminar
  11. Esther me parece un plato buenisimo y con el acompañamiento de las castañas es ya ...el no va mas , genial
    besinos

    ResponderEliminar
  12. No se que me comería antes si la costilla o las castañas, es que tienen las dos una pinta espectacular.
    Besos. Lola

    ResponderEliminar
  13. Hola Esther, me encanta esta receta. Las costillas deben quedar súper tiernas y muy ricas con el adobo. Las castañas caramelizadas son un acompañamiento diez, todo junto forman un plato perfecto. Tomo nota, besos.

    ResponderEliminar
  14. Que buena y con las castañas de lujo besitos

    ResponderEliminar
  15. Que espectacularidad de plato, que rico y que me gusta su resultado final. Besos

    ResponderEliminar
  16. Esther yo también separo las costillas antes de hornearlas para tardar menos en hacerlas (y porque a veces las hago en bolsa para ensuciar menos)

    De tu receta no sé si me gustan más las costillas o las castañas que tienen una pinta ¡deliciosa! ¡Lástima que las últimas nos las tomásemos hace dos o tres noches después de cenar! Tengo que ver si aún quedan buenas en la frutería

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  17. Esther te ha quedado un plato muy elegante, con esas castañas que tiene un color precioso, y no digo lo ricas que deben estar. Y las costillas, para quitar el "hipo", jejeje...
    Plato de lujo para una buena mesa.
    Besitos, disfruta del finde.

    ResponderEliminar
  18. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  19. Hola Esther, es todo un platazo, visualmente tiene un aspecto de lo más apetecible, a mi las costillas son una de las partes del cerdo que más me gustan, nunca las he cocinado con castañas pero viendo tu plato me han entrado ganas de probar, se ve muy rico.
    Un beso y buen finde.

    ResponderEliminar
  20. Podría valer para plato de fiesta. Las castañas están de moda en las guarniciones de carne y la presentación que tiene me encanta. Besosssss.

    ResponderEliminar
  21. Que colorcito tan bueno y apetecible! A mí también como más me gusta es la brasa pero eso lo dejo para el verano, así que ahora me quedo con estas costillas que se ven impresionantes con esas castañas. Bicos

    ResponderEliminar
  22. Qué rico queda todo con castañas., estamos en momento de aprovecharlas y tú has elaborado un plato espectacular!!un beso

    ResponderEliminar
  23. Holaaa, oh Esther, que fotografía, entra por los ojos, eso desde luego. Con esas castañas caramelizadas tiene que ser un plato de primera a la fuerza, me encanta, que original y rico.
    Un besooo

    ResponderEliminar
  24. Madre mía qué platazo, me encanta lo vistoso que ha quedado, la originalidad de las castañas y sobre todo las costillas que me encantan! Yo suelo hacer la pieza entera, de verdad que sale mucho más jugosa y tampoco cuesta mucho más tiempo hacerla. Una receta navideña y espectacular, Esther, me ha encantado!!!
    Un besote

    ResponderEliminar
  25. A mí también me encantan las costillas. Normalmente las suelo hacer con lentejas o con paella, y quedan ricas. Alguna vez las he hecho adobadas, mi abuelo las hacía así a la brasa y son tremendamente buenas.
    Me ha gustado mucho tu receta, hechas al horno y acompañada con castañas, pero claro buenas castañas porque aquí son carísimas y encima no valen nada.
    Ya me gustaría teletransportarme a tu tierra para comer una ricas castañas, pero eso todavía no está inventado.
    Besines

    ResponderEliminar
  26. Tiene una pinta deliciosa!! A mi todo lo que lleve castañas me chifla, aunque casi siemre las como asadas sin más.
    Saludos, Clara

    ResponderEliminar
  27. Un plato 10! A mi también me encanta esta parte del cerdo y aunque cada vez me va menos la carne no digo que no a un buen churrasco jaja! Sobretodo si tiene la pinta que tiene el tuyo...y con estas castañitas!! Un manjar! Una ración para mi por favor ;) Besitos!!

    ResponderEliminar
  28. Tienes razón, las costillas se ven espectaculares, pero ... LAS CASTAÑAS se llevan la palma. Impresionantes !!!
    Que lujazo de plato, así te lo digo.

    Besotes

    ResponderEliminar
  29. Ummm qué costillas tan ricas y otoñales.
    Besitos guapa.

    ResponderEliminar
  30. El plato tiene una pinta excelente, nunca antes he usado las castañas para cocinar, pero de seguro que le dan un toque muy rico. Un beso :)

    ResponderEliminar
  31. Holaaaa...ya estoy por aqui de nuevo, que ganas tenia ya pero no hay mas que problemas con internet y las compañias, Hoy hicistes las costillas ideales para mi hijo le encantan las castañas con las carnes, se pone morado y este año estan sabrosisimas, aunque a nosotros nos las llevaron casi todas pocas nos dejaron , bbikiños Esther

    ResponderEliminar
  32. Que pintaza!!!! Me esta entrando hambre solo de verlas... Y eso que no son ni las 11 de la mañana

    ResponderEliminar
  33. ¡Que maravilla de receta!. No sabría por donde empezar, pues si las costillas tienen que estar buenísimas, las castañas así preparadas, son todo un lujo.

    Saludos

    ResponderEliminar

No te vayas sin dejar un comentario ya que de ellos se alimenta este blog. Sin ellos no seria lo mismo y desde aquí os doy mil gracias por visitarme ....