LAMINGTONS


Que ganas tenía de hacer estos pastelitos los "lamingtons" nunca me ponía pero no los sacaba de la cabeza, nunca antes los había probado y como me han gustado. Al día siguiente para mi estaban mejor que el primer día, los metí en una cajita y los sabores se concentraron más y el bizcochito estaba más asentado, para mi gusto exquisitos, seguro que ya los habéis comido, yo es la primera vez y no va a ser la última...
INGREDIENTES:
  • 5 huevos
  • 290 g de azúcar 
  • 270 g de harina
  • 50 g de maicena
  • 200 g de mantequilla en pomada
  • 1 sobre de levadurina
  • 1 pizca de sal
  • 220 ml de leche a temperatura ambiente
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
*Para la cobertura:
  • 400 g de chocolate de cobertura 
  • 200 ml de nata para montar
  • 100 ml de leche templada
  • 300 g de coco rallado
PREPARACIÓN:
Precalienta el horno a 180º.
Engrasa un molde rectangular o cuadrado, el mío de 25 x 28 cm y fórralo con papel de horno. Tamiza las harinas con la levadura 2 veces, reserva.
Separa las claras de las yemas y monta las claras con una pizca de sal, cuando empiecen a coger cuerpo, añadir 3/4 partes del azúcar poco a poco, sigue batiendo hasta que se formen picos suaves, y el azúcar se haya disuelto por completo. Reservar.

Bate el azúcar restante con la mantequilla en pomada hasta conseguir una crema homogénea y cremosa. Añadir las yemas una a una, no añadas la segunda sin estar la primera bien integrada. Incorpora la harina en tres veces, alternando con la leche, y empezando y acabando con la harina. No batas en exceso la masa, solo hasta que todo esté bien integrado.

Añade las claras montadas a la masa con movimientos envolventes, para evitar que se bajen. Vierte la masa en el molde y hornear unos 40-45 minutos, o hasta que al pincharlo con un palillo este salga limpio, nos tiene que quedar un bizcocho muy tierno. Saca el bizcocho del horno déjalo enfriar un poco y luego desmolda con mucho cuidado.

Prepara la cobertura; calienta la nata hasta el punto de ebullición. Retira del fuego y añadir el chocolate troceado. Remover la mezcla con ayuda de unas varillas de mano, hasta que el chocolate se haya fundido por completo. Añadir la leche templada y dejar templar un poco.
Cuando el bizcocho haya enfriado, desmoldar y partir cuadrados más o menos del mismo tamaño.
Ayúdate de un par de tenedores, moja los cuadrados de bizcocho en el chocolate por todos lados, colócalos en una rejilla para que pierdan el exceso de chocolate, déjalos unos 2 minutos.

Antes de que el chocolate se seque , rebozar en coco rayado, cuando se hayan secado ya puedes servirlos.




36 comentarios

  1. No los conocía, pero tiene muy buena pinta!!! Y si tú dices que están buenos, seguro que es así. Bss.

    ResponderEliminar
  2. Que buena pinta !! tienen que estar bien ricos
    bss

    ResponderEliminar
  3. Hola Esther! Yo los tengo visto pero nunca los he probado.
    Solamente viendo cómo es la receta está claro que tienen que estar buenísimos y deben ser adictivos...
    Te han quedado de pastelería.
    Bicos !

    ResponderEliminar
  4. Ahora mismo los veo la cosa más rica del mundo, tienen un aspecto impresionante y su sabor me encantaría. Te han quedado maravillosos y son dignos de la mejor mesa.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  5. Mmm que ricos se ven! Me encantan los Lamingtons, solia comerlos cuando vivia en Australia, alla son muy populares, me trajiste muy lindos recuerdos y no quedara mas remedio que hacer unos!
    Bs

    ResponderEliminar
  6. Pues yo tampoco los he probado ¿eh? Sí que me suenan de haberlos visto en algún libro de recetas o en algún blog pero nunca me he puesto a ello.

    Los tuyos estupendos. Al ver la primera foto pensaba que eran cuadraditos pequeños, tipo bocado, pero al ver la siguiente ¡tan grande! me he quedado ojiplática. Ahora no van a salir de mi cabeza

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  7. No los conocía, pero me ha encantado la receta, tienen que estar de rechupete. Un bs

    ResponderEliminar
  8. Esther me gusta venir los miércoles a tu cocina porque siempre hay dulce jeje
    Y éste justamente me encanta!! Mi cuñada siempre lo hace por su cumpleaños y me pongo fina jeje
    Te han quedado de lujo!!

    Besos

    ResponderEliminar
  9. Pues yo estoy igual que tú, siempre los tengo en la cabeza y nunca acabo de hacerlos, viendo estos tuyos,que tienen una pinta estupenda, seguro que me animo y los hago.
    Besos. LOla

    ResponderEliminar
  10. ¡Por Dios, qué maravilla, Esther! ¡Con qué gusto me comía yo ahora mismo un par de pastelitos de estos. Nunca había oído el nombre: "lamingtons". Ahora bien, la pinta que tienen es para hacerte un monumento. ¡Deliciososss! Además, como son pequeñas porciones, así no siento tanto remordimiento. ¡Ja, ja, ja...!
    Besos y feliz semana, guapa.

    ResponderEliminar
  11. ¿cómo? lamingtons?¿?, es la primera vez que escucho este nombre. Al ver la foto pensaba que eran chuches, figúrate...
    ¡Qué buena pinta Esther!. Desde luego que debe ser un dulce bocado. Habrá que probarlos.

    ResponderEliminar
  12. No conocia estos pastelitos pero me han encantado , que ricos besitos

    ResponderEliminar
  13. ¡¡Hola Esther!! Yo también les tengo ganas a estos dulces. Son muy conocidos en la repostería pero tampoco los he probado, aunque siempre me digo que alguna vez tengo que hacerlos. También he visto una versión que se bañan en gelatina y también tienen buena pinta, ahora me has hecho dudar cuales hacer primero, je, je. La pinta es sensacional. Besitos.

    ResponderEliminar
  14. Esther ha sido ver tu receta y recordar los que Sílvia hizo hace ya tiempo, le comentaba a ella por aquel entonces que estos pastelito me traen a la memoria unos pastelillos que compraba mi madre cuando éramos chicas y que nos encantaba merendar con un chocolate calentito, seguro que los tuyos están deliciosos porque tienen una pinta fabulosa. Besos

    ResponderEliminar
  15. Me encantaaaaan, te han quedado ideal.....yo en Londres los como porque llevan mermelada en el centro........me encantan....me llevo tu receta que viniendo de ti seguro que están excelentes.
    Besos guapa
    Marialuisa

    ResponderEliminar
  16. Vengo de saborear unas ricas croquetas y ahora me encuentro con algo casi mejor, unos pastelitos para completar la comida, no cabe duda de que eres una excelente anfitriona y estás en todo, si una cosa es buena la otra más.
    Más cariños.
    kasioles

    ResponderEliminar
  17. Hola guapísima !!!
    No me pude resistir Esther, al olorcito de tus ricos pasteles aparezco hoy por aquí. Los hice dos veces en casa, y no los pude subir porque las fotos estaban en el disco duro que se me borró. En casa triunfaron, yo los rellené de mermelada y menudo despiporre.
    Desde luego me han dado ganas de hacerlos pero ya, si es que siempre me despiertas la envidia verde jajaja
    Te quedaron perfectos.
    Besotes mi niña.

    ResponderEliminar
  18. son riquísimos! yo los tengo publicados en el blog, los preparamos mi hijo y yo para un trabajo del cole sobre Australia, hicimos este dulce y lo llevó a clase, después tuve que repetirlos algunas veces más porque le encantó jajaja,
    Los tuyos se ven apetitosos y espectaculares!

    ResponderEliminar
  19. Que ricos Esther, yo también los tengo en mi blog y los hago en ocasiones para llevar. Yo los relleno de mermelada, están mas jugosos, los verdaderos australianos llevan mermelada de limón o frambuesa.
    Un beso de maricacharros.

    ResponderEliminar
  20. Pintaza tienen uuuummmmmm ,no dudo lo mas minimo que esten de rexupete ,te han quedado de relujo , una pena no poder meter la mano y dar cuenta de uno.
    Bicos mil y feliz finde wapa.

    ResponderEliminar
  21. Esther , que pintaza , tengo la receta para hacer desde hace tiempo , pero viendo estos tuyos me esta entrando unas ganas tremendas , te quedaron de lujo
    besinos

    ResponderEliminar
  22. Nunca había escuchado estos bizcochitos pero me han encantado, si que deben de estar ricos si... Besos :)

    ResponderEliminar
  23. No los conocía,Esther, y quitando el coco rallado que no me gusta nada el resto está para ponerle un piso! Tus fotos como siempre son preciosas, con mucho gusto y todo parece de lo más apetecible!
    Besitos

    ResponderEliminar
  24. Seguro que se nos han quedado grabados en la cabeza a más de una. Qué deicia!! No los he probado nunca, pero seguro que me encantan. Un beso!!!

    ResponderEliminar
  25. No los conocía, pero me parecen una maravilla de pastelitos. Me han encantado.
    Saludos

    ResponderEliminar
  26. Jo, pues me ha encantado el corte y el revestimiento de choco-coco. Qué ricura. Un besote.

    ResponderEliminar
  27. Qué rica combinación Esther, chocolate y coco siempre es un acierto.
    Bss

    ResponderEliminar
  28. Que buena vista tienen,tengo que probarlos, tomo nota. Besos.

    ResponderEliminar
  29. Hola Esther. No los he comido pero se los vi a Silvia de Chup, chip.. y me parecen deliciosos.
    A ti no se te resiste nada y me gustaría probar uno.
    Besos y feliz día.

    ResponderEliminar
  30. Como tu no los había hecho nunca y tenía ganas, ahora que veo el resultado me entran todavía más . Te han quedado preciosos, cuadraditos y rebozados de coco. 👏👏👏🍾el cava para acompañar. Besos.

    ResponderEliminar
  31. Nunca había oido hablar de este dulce, pero me ha gustado mucho mucho su apariencia.
    Me anoto la receta, para no perderla, y así poder prepararlos.
    Un besote!

    ResponderEliminar
  32. Ni los he probado ni conocía la receta, pero ya mismo me la llevo para pendientes. Se ven realmente deliciosos y como bien dices seguro que están mejor al día siguiente. Te han quedado perfectísimos, seguro que a mí no me quedan igual, pero adoro todo lo que lleva coco y estos lamingtons...no serán menos. Bss y te doy un 10!!!

    ResponderEliminar
  33. Esther, no los conocía, esto lo apunto que ya sabes lo del Club "Culo veo, cul quiero" que casi tenemos institucionalizado...ja ja ja

    Esta receta es perfecta para hacerlos y esconderlos, quiero decir para poder tenerlos para ese bocadito dulce cuando te entran esos ataques de "por favor algo dulce, urgentemente" y eso que no suelo comer csai azúcar porque no me gusta, pero comprendo que el organismo a veces tira de dulce y esos tuyos son los bocaditos pefectos.

    Monísimos también.

    Feliz Semana Santa, disfruta mucho.

    ResponderEliminar
  34. Hola Esther! Iré a investigar un poco para saber cuál es el origen de este bizcochito tan rico, no recuerdo haberlo visto por ningún lado, es muy interesante... jeje! Este baño de chocolate me ha encantado y pasar los cubitos por coco después eso le va chiflar a mi chico. Veo que estas de descanso, yo seguramente me reincorporé la semana que viene aunque aquí es cuando los niños tendrán vacaciones pero ya había ganas jeje! Un besote fuerte, voy a seguir mi paseo por tu blog que me he perdido algunas cosas (por no decir todas) más que deliciosas!! Espero que estés disfrutando!

    ResponderEliminar
  35. No conocía estos pastelitos Esther pero nada más verlos me he enamorado de ellos. Con lo que me gusta a mi el chocolate y el coco... me llevo la receta y en cuanto pueda los preparo. Un beso y feliz semana.

    ResponderEliminar
  36. Hola Esther, vengo corriendo, pero llego tarde, ohh que cosa más rica. Yo los probé y te aseguro que volaron, son riquísimos estos pastelitos. Y me pasa como a ti, que los pienso repetir más de una vez, se me está haciendo la boca agua de verlos :) besos <3

    ResponderEliminar

No te vayas sin dejar un comentario ya que de ellos se alimenta este blog. Sin ellos no seria lo mismo y desde aquí os doy mil gracias por visitarme ....