ROSQUILLAS


Esta receta es del libro "100 recetas de Pan de pueblo" de Iban Yarza. El  cuenta que estas rosquillas son un clásico del tapeo de las regiones de Murcia y Almería, y yo nada más verlas me acorde rápidamente de las que veía por Internet  con su anchoa y una especie de ensaladilla, que al parecer esta ensaladilla suele llevar encurtidos y como al no poder salir de casa con la frecuencia a la que estamos acostumbrados, me quede sin ellos y hice una ensaladilla muy básica y con lo que tenía. Solo puedo decirte que estas rosquillas caseras con esta ensaladilla y la anchoa están de vicio. Nunca probé las rosquillas industriales pero te juro que estas quedan crujientes y finas que hasta solas las comes como churros. 
INGREDIENTES:

Masa madre:
  • 65 gr de harina panificable
  • 35 gr de agua
  • 0,2 gr de levadura fresca (equivalente a una lenteja)
Masa final:
  • 100 gr de masa madre
  • 300 gr de harina panificable
  • 65 gr de aceite de oliva virgen
  • 80-100 gr de agua
  • 6 gr de sal
  • 2 gr de levadura fresca de panadería

PREPARACIÓN:
Prepara la masa madre la noche anterior y déjala fermentar unas 12 horas por encima de 20º lo ideal es que se acerque a los 25º.
Al día siguiente diluye la sal en el agua , añade el aceite y la levadura, mezclarlo todo y agrega la harina. Amasa hasta obtener una masa homogénea, firme, pero no seca. Esta masa no es una masa blandita, tampoco dura, es manejable y no se pega para nada a las manos.
Estira la masa con el rodillo hasta que tenga 1 cm de grosor. Pliega la masa como si fueras a hacer hojaldre, primero pliegas de abajo al centro, y de arriba al centro y luego cierras como un libro. Luego estira otra vez y lo mismo plegar y estirar, así al menos 6 veces. Tras el último pliegue, deja que la masa repose un par de minutos.

Estira la masa con el rodillo y haz una placa de masa de unos 25 cm de ancho y 1 cm de grosor. Corta la masa en sentido transversal formando tiras de unos 25 cm de largo, por 1 cm de ancho. Con delicadeza coge una de las tiras y desliza por la mesa haciendo un rulo con el mismo grosor de unos 25cm.
Cierra cada rosquilla pegando con fuerza las dos puntas, y colocarlas en una bandeja cubierta con papel de hornear. Déjalas fermentar de nuevo 3 horas o 3 horas y 30 minutos tapadas con un paño de algodón limpio. Calienta el horno a 180º y sin vapor. Hornea unos 12-14 minutos, hasta que estén doradas y crujientes. Deja enfriar en una rejilla.



Si te ha gustado, imprime y comparte esta receta:

11 comentarios :

  1. En mi pueblo a estas rosquillas las llamamos violín, por el arco, y era de mis rosquillas favoritas de pequeña. Ahora ya hace años que no los como, pero ver tu receta me ha llevado hasta mi infancia! :)
    Me apunto todo para hacerla en cuanto encuentre levadura!
    Espero que estés bien!
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  2. Não conhecia essas rosquinhas , são lindas e achei a sugestão que apresenta uma delicia.
    Boa semana

    ResponderEliminar
  3. ¡¡Hola Esther!! Por aquí por la zona de Valencia también son muy típicas las rosquillas o rosquilletas, como se llaman por aquí. También te las ponen en algunas tapas con ensaladilla rusa. Donde vivía antes, en un pueblo de Cuenca, también hacen la ensaladilla con encurtidos y me llamó mucho la atención, le da un sabor muy rico, pero en Valencia, es la clásica, la que no lleva, pero acompañada de la rosquilleta, le da ya su punto crujiente.
    Me gusta mucho como te han quedado, se ven deliciosa, para una noche de tapeo, dipeando en varias salsas, comes de maravilla. Besitos.

    ResponderEliminar
  4. Hola Esther, que preciosidad de rosquillas, me apetece liarme con la masa y prepararlas!!, tal y como las has presentado, con ensaladilla y anchoa , se llaman "marineras" al menos en Murcia y Cartagena
    Para no dejar ni una!!

    ResponderEliminar
  5. Esther estas rosquillas también son mu típicas en Sevilla, aunque con el paso de los años se han ido afinando, y las hacen de masa ligera con lo que te las comes como pipas, y si te las ponen con ensaladilla son para morirse de ricas, y con croquetas, y con queso, con jamón, con lo que le eches son una delicia.
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Hola Esther.
    Te han quedado unas rosquillas preciosas.
    Yo preparé unas marineras murcianas que es como se llaman s errar rosquillas cuando van con ensaladilla y decoradas con anchoa.
    Si además de anchoa llevan boquerón en vinagre se llama marinero y si solo se presenta con la ensaladilla se llama bicicleta.
    Te dejo el enlace para que veas las rosquillas gourmet que se ponen para las marineras.
    Nada de envidiar las tuyas que quedan igual o mejor.
    Besosssss
    http://lacocinaderadiofilabres.blogspot.com/2019/01/marineras-murcianas.html

    ResponderEliminar
  7. Con lo que me gusta a mi una rosquilla marinera como las que tienes ahí, no te dejaba ni una en el cesto, te han quedado riquísimas.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  8. Esther, qué buenos, me encanta Ibán Yarza, todas sus recetas son magníficas. Esto en Andalucía les llaman picos. Y nos encantan, aquí no hay tapeo sin una buena cestita de picos...muchos.
    Mucha salud. Cuidaos mucho. Besos

    ResponderEliminar
  9. ohhhhh que buenas ¡¡¡¡ seguro que quedaron buenísimas ¡¡¡¡ besotes

    ResponderEliminar
  10. Espectaculares, qué buenos para el tapeo que tanto nos gusta en casa. un beso!!!

    ResponderEliminar

No te vayas sin dejar un comentario ya que de ellos se alimenta este blog. Sin ellos no seria lo mismo y desde aquí os doy mil gracias por visitarme ....

 
Copyright © El jardín de mis recetas. Diseñado con por Las Cosas de Maite